Macri cargó contra CFK pero también marcó sus propios errores

En el día de una protesta masiva contra el Gobierno nacional, el ex presidente Mauricio Macri volvió al ruedo político en una entrevista televisiva donde cuestionó que Cristina tiene secuestrado al peronismo desde hace una década, pero también dio lugar a autocríticas que pueden dar lugar a polémicas en el seno de Juntos por el Cambio.

El ex mandatario sostuvo que “el peronismo está secuestrado por Cristina Kirchner, eso significa que está cooptado por la irracionalidad y por eso es muy difícil sentarse a dialogar con ellos”. 

Sobre su futuro político, adelantó que no se ve como candidato en 2021. 

A la par de que pidió por encontrar un peronismo más sensato, también reseñó que “la vicepresidenta está conduciendo el Gobierno como todos pensamos que iba a suceder. Tiene una agenda propia en la que ella necesita, bloquear, someter a la Justicia”.

Pero también dio lugar a autocríticas sobre su gestión. Una de ellas apuntó a dos hombres de confianza en su gobierno para tejer las relaciones políticas, tanto con los gobernadores como en el Congreso de la Nación. 

“Nunca debí haber delegado la negociación política y yo la delegué en mi ala más política, con filo-peronistas”, apuntó sorpresivamente, haciendo alusión a Rogelio Frigerio -su ministro de Interior- y a Emilio Monzó -presidente de la Cámara de Diputados-.

“Yo tendría que haber puesto el foco ahí porque claramente se jugaba mucho en la Argentina en poder convencer”, agregó.

Por otra parte, consideró que la alianza que gobernó entre 2015 y 2019 perdió el rumbo político “a partir de 2017, en el Gobierno entramos en una actitud defensiva y perdimos la capacidad de escuchar”.

Macri dio cuenta del malogrado debate por la reforma previsional en el Congreso que desató un enfrentamiento a piedrazos en el exterior. “El massismo y el kirchnerismo colapsaron la reunión, tomaron la plaza y tiraron 10 toneladas de piedras. Ahí todos entramos en una actitud defensiva y empezamos a tener todo tipo de problemas”, indicó. 

Tras este punto de inflexión, el ex presidente concluyó: “Generé una expectativa y no estuve a la altura”. Y luego añadió: “Llegamos a las PASO con mucha gente agotada, por lo que venía remando, y sintieron que su presidente se había equivocado el rumbo y que el esfuerzo no demostraba que trepar la montaña llevaba a algún lado. Decidieron volver al pasado y yo entiendo las razones”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: